El Torb

Desconectado FRENTEFRIO

  • Cb Incus
  • *****
  • 4980
  • Sexo: Masculino
  • Ojiz-Peacastillo (Cantabria)
    • OJAIZMETEO
El Torb
« en: Jueves 12 Enero 2006 22:54:14 pm »
EL TORB Y EL VIENTO.
 
 El Pirineo como cordillera, est formado por gran cantidad de cimas, muchos de ellas de notable altitud, en torno a los 3.000m. desprotegidas y enfrentadas a dursimas condiciones meteorolgicas. Uno de los factores bsicos de estas condiciones adversas es el viento. Hay que saber que en una montaa elevada el viento puede ser fuerte o muy fuerte, mientras que en el valle puede estar en calma en un momento determinado. Todo depende de la situacin meteorolgica que se est dando y de la altitud y la posicin de la montaa.
 
El Torb, tal y como se conoce en el Pirineo Cataln son los remolinos de nieve levantados del suelo por el viento. Puede aparecer de forma repentina y puede causar estragos, de hecho es muy temido por los montaeros ya que el torb puede llegar a matar y de hecho ha matado a gente que se ha visto sorprendida por este fenmeno tan espectacular que de lejos parece fotognico, pero dentro del cual se producen unas condiciones dursimas. Triste fue el episodio del Balandrau el 30 de diciembre de 2000 en el que murieron varias personas.
 
Son las marcadas situaciones de Norte las que comportan los vientos ms violentos en todas las comarcas pirenaicas, pero donde alcanzan mayor fuerza es en la comarca del Ripolls (Girona) donde se han registrado las ms impresionantes rachas de viento, llegando a rachas superiores a los 200km/h en alguna ocasin. En la Molina se alcanz los 219 km/h en la cota 2.300 el 2 de enero de 1998. La montaa ms ventada es el Bastiments de 2.874m. de altura. Las particulares caractersticas orogrficas de esta comarca, con montaas de ms de 2.000m. y a menos de 50 km. de la costa mediterrnea hacen que tenga toda esta zona una climatologia muy variada y a veces, extrema.
 
Situaciones de oeste, noroeste, sur o levante, pueden traer fuertes rfagas de viento a estas zonas montaosas pero en ningn caso llegan a alcanzar la fuerza extrema de la tramontana que suele acompaar las invasiones de aire frio en situaciones de norte, donde es muy fcil superar los 100km/h en una situacin no especialmente extraordinaria. Hay que tener mucho cuidado con las repentinas llegadas de una invasin de aire fro, ya que adems de un brusco descenso trmico, el viento se intensifica de golpe y pasa de ser ligero a registrar rachas huracanadas, y si a ello le sumamos la mayor o menor presencia de nieve en altas cotas, aparece el temido Torb.
 
En las cotas ms altas de las montaas y en las cimas pueden presentarse fuertes rfagas de viento incluso fuera de situaciones con notable gradiente baromtrico, es decir, en situaciones con isobaras ms bien separadas. Cuanta ms altitud ms posibilidad de rachas de viento, incluso en ausencia de situacin advectiva, en presencia de un anticicln o de pantano baromtrico cuando el viento en teoria tendria que estar en calma.

(Mi agradecimiento a Pyrene y a Silver, por haberme facilitado ste artculo sobre el fenmeno del Torb)

Estacin Meteorolgica de Ojiz-Peacastillo (Cantabria) Pgina web: OJAIZMETEO
DETECTOR DE RAYOS
                                                   Vigilando el tiempo

Desconectado FRENTEFRIO

  • Cb Incus
  • *****
  • 4980
  • Sexo: Masculino
  • Ojiz-Peacastillo (Cantabria)
    • OJAIZMETEO
Re: El Torb
« Respuesta #1 en: Mircoles 08 Febrero 2006 23:16:57 pm »
Categora: Torb
Autor/a: Pyrene
Fecha: 10-12-2005
Lugar: Tavascn-La Pleta del Prat

Estacin Meteorolgica de Ojiz-Peacastillo (Cantabria) Pgina web: OJAIZMETEO
DETECTOR DE RAYOS
                                                   Vigilando el tiempo

Desconectado FRENTEFRIO

  • Cb Incus
  • *****
  • 4980
  • Sexo: Masculino
  • Ojiz-Peacastillo (Cantabria)
    • OJAIZMETEO
Re: El Torb
« Respuesta #2 en: Sbado 11 Febrero 2006 18:44:54 pm »
Categora: Torb
Autor: damilme
Fecha: 01-01-2006
Lugar: Ares del Maestre (Castelln)

Estacin Meteorolgica de Ojiz-Peacastillo (Cantabria) Pgina web: OJAIZMETEO
DETECTOR DE RAYOS
                                                   Vigilando el tiempo